El corcho es mejor que cuero

-¿La tela de corcho es de mala calidad? ¿Es mejor que el cuero animal?

-NO

-¿Pero parece que es poco resistente, como si fuera material reciclado?

-¿Pero debe de ponerse malo muy rápido?

-NO, el corcho es tan bueno que puede durar muchas, muchas décadas sin perder sus propiedades. Por ello damos a nuestros productos la extensión de una garantía.

- Para los que aún no están convencidos y quieren leer más sobre el material de nuestros exclusivos productos hechos de corcho vegano aquí les dejamos más información sobre sus propiedades:

El corcho es un producto completamente natural, renovable y biodegradable. Por eso, no produce ninguna contaminación ni perjuicio al ecosistema, ya que se obtiene por descortezamiento del alcornoque, sin cortar ningún árbol y esa “cosecha” se realiza cada 9 a 12 años. En 1 cm3 de tejido hay más de 40 millones de células. Su composición química incluye: suberina (45%) y lignina (27%), celulosa y polisacáridos (12%), ácido tánico (6%), cera (5%) y otras sustancias (5%). Fácilmente se puede apreciar que las propiedades del corcho son mejores que el cuero animal.

Liviano. Se debe a que el 90% de su volumen es aire, lo que se traduce en una densidad baja. Por lo tanto, es un material cinco veces más ligero que agua, y ya que no absorbe el agua, es prácticamente imposible de hundir.

Impermeabilidad. El corcho es impermeable gracias a la suberina y la cera que contiene.

Químicamente inerte. El corcho es químicamente inerte. Su estructura no sólo es impermeable a los líquidos y gases, pero también en contacto con ellos no entra en reacciones químicas y que no destruye. Por ello la tela de corcho también conserva la neutralidad de color, y no absorbe olores. De ahí que se diga que el corcho el mejor que el cuero animal.

Resistente a la corrosión biológica. La corrosión es el resultado de las condiciones favorables de humedad y la superposición de putrefacción. El aumento de la resistencia a la corrosión, del corcho, se debe, entre otros, a que contiene taninos y ausencia de material de proteína susceptible a la degradación. Se conserva una resistencia a hongos y moho. Sus superficies y estructuras no son el medio para la formación de moho, no crean las condiciones para los asentamientos de los mismos.

Un excelente aislamiento térmico. El coeficiente de conducción de calor del material es 0,037-0,040 W / (mK). Además de esta ventaja es digno de mención el elevado calor específico. En contraste con los otros materiales, el corcho conserva propiedades de aislamiento en un amplio rango de temperaturas. A este respecto, mucho más alto que por ejemplo poliestireno, que bajo la influencia de la alta temperatura se evapora. Gracias a la debilidad del corcho de conducción térmica es siempre agradable al tacto. Este material también tiene la propiedad de estabilización de la temperatura del aire y la humedad.

Resistente a las llamas. Corcho retiene resistencia al fuego en euro clase E.

Elasticidad. La elasticidad es la capacidad de recuperar el volumen inicial tras sufrir una deformación que justifica, entre otras, su utilización en bolsos, carteras, billeteras, mochilas y muchas decenas de accesorios. El corcho puede comprimirse hasta casi la mitad de su longitud sin perder ninguna flexibilidad, y recupera su forma y volumen en cuanto deja de presionarse, es por ello que no se romperá.

Antiestático. En la superficie del corcho no se acumula la electricidad estática, por lo que no existe aquí fenómeno de atraer y absorber el polvo. Por lo que las superficies de corcho son tan fáciles de limpiar, solamente con agua y un poco de jabón neutro pasado suavemente con un paño. Para las personas alérgicas y asmáticas uso del corcho, significa la limitación de contacto con los alérgenos.

Extremadamente durable. La tela de corcho se encuentra entre los materiales orgánicos más duraderos. Prácticamente no están sujetos al envejecimiento y a pesar del paso de los años, incluso sin someterse a la cirugía de impregnación, no pierde sus propiedades, e incluso algunos medio ambientes las preservan (por ejemplo el agua de mar).

Salud neutral. Este material no es perjudicial para la salud. No es tóxico, ni en contacto con la piel o después de entrar accidentalmente en contacto gastrointestinal. Tampoco causa alergias. No irrita la conjuntiva del ojo y las membranas mucosas de la nariz, tampoco las vías respiratorias.

Amigable con el medio ambiente. El corcho es un material procedente de los árboles que se regeneran a sí mismos, por lo que su uso no daña el medio ambiente. Por eso el corcho es mejor que el cuero animal.

Mecánicamente fuerte. Artículos de corcho tienen alta resistencia mecánica y la capacidad de retener propiedades mecánicas en el rango de temperatura de -80ºC a 140ºC.

El corcho, mejor que el cuero animal

Como es sabido, el corcho es la corteza de los alcornoques. Normalmente, esta corteza se retira manualmente de los árboles cada 9 años aproximadamente. Al tratarse de un material dotado de una buena resistencia y elasticidad, se pueden emplear las mismas técnicas utilizadas en el curtido del cuero animal. ¿Cuál es la diferencia principal entre el corcho y las pieles animales? El primero es totalmente impermeable, mientras que el cuero animal no lo es del todo. Además, el corcho es mejor que el cuero animal. Éste tiene la ventaja de no ser tan pesado como el cuero. Tampoco requiere de tantos cuidados y, a pesar de que no tiene tendencia a ensuciarse, se lava sin peligro de que se deteriore.

En lo que respecta a la contaminación del ambiente, -problema que suele preocupar cada día más a las personas, sobre todo a aquellas que siguen un estilo de vida vegano. No hay maltrato animal de por medio. Como en el caso del cuero animal. Las plantaciones de alcornoque son unos aliados contra el cambio climático, puesto que el CO2 queda atrapado en los productos hechos a base de corcho, impidiendo que este se libere y pase al aire. Se ha calculado que un tapón de corcho aísla el doble de su peso en CO2. Esto hace que se trate de un sector industrial que tiene un impacto positivo en la retención del cambio climático. Además de esto, el corcho es un material biodegradable y 100% reciclable.

El Corcho es la nueva tendencia en bolsos y accesorios

Juguemos a un juego: si te pidiera ahora mismo que me digas qué es lo primero que se te cruza por la mente cuando te menciono la palabra “Corcho”, ¿qué dirías? ¡Tenés sólo tres segundos para responder!

Lo más probable es que tu primera asociación sea “Vino”. Y eso es lo que la mayoría de la gente diría, porque tendemos a pensar en corchos de vino. Tal vez en un tablero … como máximo.

Pero, de hecho, el corcho se usa hoy para infinidad de aplicaciones, incluso algunas que nunca antes nos habríamos podido imaginar: suelos, paredes, muebles, accesorios de moda, ¡incluso la NASA lo utiliza para el aislamiento de sus transbordadores espaciales! ¿Increíble no?

Con el cambio global de paradigma, los diseñadores y los consumidores buscamos constantemente materiales alternativos y ecológicos. Esto significa que los objetos no solo están diseñados para ser estéticamente lindos y funcionales, sino también “amigables” con el medio ambiente. En este contexto, el corcho es uno de los materiales más destacados y nobles.

¿De dónde viene el corcho? (pista: ¡no de una botella de vino!)

El corcho crece de los árboles “Alcornoques” en climas mediterráneos como el sur de Europa y el norte de África, y requiere cero insumos: ni pesticidas, ni irrigación y ni podado. El material se obtiene pelando la capa externa de la piel de estos árboles, proceso que es llevado a cabo por trabajadores con oficio que realizan esta actividad durante toda su vida. La extracción no daña al árbol de ninguna manera y es completamente renovable después de pasados 9 años. Pero hay algo más: del corcho que se saca del árbol, no queda ningún desecho. 

La Revancha del Corcho

Lo extraño del corcho es que nos rodea hace siglos, pero aún así, lo estuvimos subestimando… hasta ahora.

La belleza de este material es que proviene directamente de la naturaleza, por lo que cuando sostenemos con la mano algo hecho de corcho, se siente como si estuviéramos sosteniendo un pedacito de naturaleza. Es súper suave y agradable al tacto, a pesar de su dureza y durabilidad.

Hoy en día, los objetos de corcho no solo están de moda, sino que también son muy prácticos: es un material resistente, liviano, impermeable y fácil de limpiar.

Lo mejor de usar productos de corcho es que mientras más gente los compra, más árboles de Alcornoque la industria necesita plantar, creando un ciclo saludable para el medio ambiente. En pocas palabras, apoyar el corcho es apoyar la naturaleza.

¿Estás pensando en adquirir bolsos o accesorios fabricados con corcho pero no sabés bien por dónde empezar? Te invito a visitar nuestra tienda